Antonio Ruiz demanda a la vicepresidenta del Gobierno la recuperación de la inversión en la provincia de Córdoba

La vicepresidenta del Gobierno de España y ministra de Igualdad, Carmen Calvo, ha sido recibida en la sede de la Diputación de Córdoba, el Palacio de la Merced, por su máximo representante, Antonio Ruiz, quien ha estado acompañado por la vicepresidenta primera de la institución provincial, Marisa Ruz, y el vicepresidente cuarto, Salvador Blanco.
De igual modo, han estado presentes en la recepción los portavoces de los grupos provinciales de Izquierda Unida y Partido Popular, Francisco Ángel Sánchez y Andrés Lorite, y el viceportavoz del PSOE, Antonio Rojas.
Antonio Ruiz ha aprovechado su encuentro con Calvo para trasladarle algunas de las demandas de la población cordobesa e insistir en que “los Presupuestos Generales del Estado han de reflejar las necesidades reales de nuestra provincia, que no puede seguir siendo maltratada”.
En este sentido, el máximo representante de la institución provincial ha señalado como prioritarias tres actuaciones. Así, ha destacado la conversión de la N-432 en autovía A-81, “una demanda histórica de todas las provincias y territorios por los que transita y que llevamos reclamando mucho tiempo para acabar con los problemas de seguridad que presenta y para potenciar el desarrollo económico en esa zona de influencia”.
Asimismo, Ruiz ha solicitado a la vicepresidenta del Gobierno que se priorice la conclusión del eje central del Corredor Mediterráneo ferroviario, “ya que puede resultar fundamental para Andalucía por su posición geográfica y situarla en primer plano en el ámbito de la logística”. Por último, Ruiz ha trasladado a Calvo la necesidad de actuar “en un eje ferroviario fundamental para la provincia, el cercanías Palma -Villa del Río”.